Magdiel Pérez Schulz, asistente del presidente de la Asociación General, da la bienvenida a los delegados al Congreso Especial de la Asociación General en la sede de la denominación en Silver Spring, Maryland, Estados Unidos, el 18 de enero de 2022. [Fotografía: Denis Peniche]

Nuevo inciso autoriza congresos de la iglesia mundial virtuales en el futuro según sea necesario.

19 de enero de 2022 | Silver Spring, Maryland, Estados Unidos | Adventist Review, y Red de Noticias Adventistas

Los delegados al Congreso Especial de la Asociación General votaron permitir la inclusión de un nuevo inciso al Artículo V de la Constitución de la Asociación General que permitirá que los delegados participen por medios digitales en un futuro Congreso de la Asociación General en caso de que surjan circunstancias imprevistas e inevitables. El voto por unanimidad se produjo durante el congreso de un día y un solo ítem de agenda, en la sede de la Iglesia Adventista en Silver Spring, Maryland, Estados Unidos, el 18 de enero de 2022.

La enmienda a la Constitución de la Asociación General permitirá que los delegados participen en el próximo Congreso de la Asociación General, que se llevará a cabo del 6-11 de junio de 2022, aun si no pueden viajar físicamente al lugar en San Luis, Missouri, Estados Unidos, debido al impacto de la pandemia del COVID-19, dijeron los líderes de la iglesia.

Los delegados al Congreso Especial de la Asociación General votan aceptar la enmienda a la Constitución de la Asociación General, en la sede de la Iglesia Adventista el pasado 18 de enero de 2022. [Fotografía: Denis Peniche]

Debido a las actuales restricciones por el COVID-19, los delegados al Congreso Especial del 18 de enero fueron elegidos usando individuos que trabajan principalmente en la sede de la Asociación General en Silver Spring. Esas delegaciones fueron aprobadas por cada división y más tarde votadas por la Junta Directiva de la Asociación General el 16 de septiembre de 2021.

La enmienda recomendada, votada por los delegados al Congreso de la Asociación General, expresa lo siguiente:

Artículo V. Inciso 4. Por lo general, los Congresos de la Asociación General ordinarios o especial serán llevados a cabo en persona y de manera presencial. Sin embargo, cuando así lo solicite la Junta Directiva de la Asociación General a los delegados, estos podrán participar por medio de una conferencia electrónica o comunicaciones similares en las que todas las personas que participen puedan escucharse mutuamente y al mismo tiempo. La participación por ese medio constituirá asistencia en persona y presencial a esa reunión. Los votos llevados a cabo en forma remota tendrán la misma validez que si los delegados se reunieran y votaran en forma presencial.

Ted N. C. Wilson, presidente de la Asociación General, da la bienvenida a los delegados al Congreso Especial de la Asociación General de un día y un solo punto de agenda el pasado 18 de enero. [Fotografía: Denis Peniche]

La Junta Directiva de la Asociación General (EXCOM) aún tiene que tomar la decisión en el momento que corresponda, sobre la base de las circunstancias de ese momento, para determinar si el Congreso de la Asociación General será llevado a cabo en forma virtual, en persona, o de manera híbrida entre esas dos modalidades.

El trasfondo del voto

El Congreso Especial de la Asociación General del 18 de enero había sido votado el 13 de abril de 2021, por los miembros de la Junta Directiva de la Asociación General. Fue en ese momento que se seleccionaron la fecha del 18 de enero y el lugar en la sede de la iglesia.

En esa instancia, el subsecretario de la Iglesia Adventista Hensley Moorooven había detallado algunos de los factores considerados al presentar la propuesta. Según Moorooven, la Constitución de la Asociación General estipula que los Congresos de la Asociación General y toda la votación tiene que llevarse a cabo en persona y de manera presencial. Asimismo, el Artículo V, Inciso 1 de la constitución estipula que posponer un Congreso de la Asociación General no debería “exceder los dos años” más allá de la fecha ya determinada en forma ordinaria. La posibilidad de otro retraso como resultado del impacto mundial continuado de la pandemia pondría a la Asociación General fuera de conformidad con su documento de gobierno. Moorooven había entonces explicado que las enmiendas a la Constitución y los Estatutos de la Asociación General solo pueden ser llevadas a cabo por los delegados a un Congreso Especial u Ordinario de la Asociación General. En términos generales, dijo Moorooven, la propuesta de los líderes de la iglesia se encuadra dentro de la provisión apropiada de la Constitución y los Estatutos de la Asociación General.

Los delegados al Congreso Especial de la Asociación General siguen el proceso el pasado 18 de enero en la sede de la Iglesia Adventista en Silver Spring, Maryland, Estados Unidos. [Fotografía: Denis Peniche]

En 2020, una reunión de la Junta Directiva de la Asociación General ya había votado proponer una enmienda a la Constitución de la Asociación General que permitiera la participación virtual cuando así se lo solicitará específicamente la Junta Directiva.

Sobre la base de la autoridad que le otorga el Artículo V de la Constitución de reducir el número total de delegados a un Congreso de la Asociación General por razones de una “crisis de importancia dentro de la Iglesia o el panorama internacional”, la Junta Directiva de la Asociación General también había votado el 13 de abril reducir el número total de delegados ordinarios y generales al Congreso Especial de la Asociación General a 400 personas para esta reunión especial. También se aprobaron las cuotas asignadas de delegados para la Asociación General, las trece divisiones y las dos uniones anexas. La moción incluyó el pedido de que las divisiones que no puedan enviar la cuota asignada de delegados debido a restricciones de viajes u otras razones puedan reasignar lo que no hayan usado de sus cuotas de nuevo a la Asociación General. La Comisión Administrativa de la Asociación General designó entonces esos puestos a individuos que en el presente trabajan en la sede de la Asociación General, primordialmente de las divisiones que compartieron sus cuotas.

Comentarios de los delegados y los líderes

Durante el Congreso del 18 de enero, y después de que Erton Köhler, secretario de la Asociación General, leyera y presentara la moción de enmendar el Artículo V de la Constitución de la Asociación General, varios delegados se acercaron a uno de los dos micrófonos colocados en el auditorio para opinar sobre la moción propuesta.

El delegado Murray Carson comenta sobre la moción de enmendar la Constitución de la Asociación General, durante el Congreso Especial de la Asociación General del 18 de enero de 2022. [Fotografía: Denis Peniche]

Murray Carson, un delegado que representó a la División del Pacífico Sur, comentó que, en general, estaba de acuerdo con lo que se proponía. “Es bueno poder votar en forma remota”, dijo. “Lo que me gustaría presentar es que la parte que está siendo [cambiada] es bastante directa, de naturaleza que un laico puede entenderla. La parte que estamos insertando es más de naturaleza legal […]. No aprecio demasiado eso […]. Pero creo que está bien por ahora”.

Por otro lado, Lisa Beardsley-Hardy, directora de educación de la Asociación General, dijo que apreciaba la solución hallada, dada las circunstancias. “Las cosas van a empeorar a medida que nos acerquemos al fin del tiempo. Esto nos permite seguir organizados y continuar avanzando”, dijo.

Después del voto y al margen del Congreso del 18 de enero, Erton Köhler, el secretario ejecutivo de la Asociación General, comentó qué sintió después de la votación. “Quedé impresionado por el sólido apoyo que los delegados brindaron a la moción”, dijo. “En situaciones como estas, es común que haya opiniones diversas, pero recibimos tan solo unas pocas observaciones. Esto me muestra que la iglesia está unida para la misión”.

Erton Köhler, secretario ejecutivo de la Asociación General, lee la Declaración de Misión de la Iglesia Adventista del Séptimo Día, en el comienzo del Congreso Especial de la Asociación General del pasado 18 de enero. [Fotografía: Denis Peniche]


Köhler explicó que el tema en cuestión es mayormente técnico, y no está relacionado con cuestiones doctrinales o filosóficas. “Aun así, fue importante que se aprobara; de otra manera, el trabajo de la iglesia podría verse obstaculizado”, expresó. “El voto unánime dejó en claro que los delegados quieren que la iglesia avance”.

Según él, el voto también mostró que la Iglesia Adventista comprende los tiempos en los que vive. “Vi en los delegados un claro interés en adaptar nuestra estructura y procesos, en hacer ajustes que puedan ayudar a la iglesia a optimizar sus operaciones”, dijo Köhler.

Karnik Doukmetzian, asesor legal general de la Asociación General, también opinó sobre el Congreso Especial del 18 de enero, explicando la importancia del voto tomado. “El voto de enmendar fue significative porque hace provisión para el futuro en caso de que las sesiones de los Congresos de la Asociación General no puedan ser llevadas a cabo en persona de una manera que permita a los individuos estar presentes”, dijo Doukmetzian. “Puede que las condiciones mundiales no permitan que los delegados viajen para estar presentes en persona, y esta provisión permite que esos delegados participen y representen sus territorios aun si no pueden viajar físicamente hasta el lugar del congreso”.

Doukmetzian explicó que la representación mundial es importante en un Congreso de la Asociación General. En consecuencia, “esta provisión permitirá que esto se lleve a cabo más allá de condiciones que podrían impedir el viaje o la asistencia”, expresó.

Traducción de Marcos Paseggi

Top news

El Comentario Bíblico de Andrews estará disponible en el Congreso de la Asociación General
En Puerto Rico, Iglesia Adventista designa nueva rectora de la universidad
Interamérica reflexiona en sus comienzos y la providencia de Dios durante celebración del centenario