Búsquedas Populares

En la costa sur de Nueva Gales del Sur, el cielo se tornó de un rojizo brumoso por causa de los incendios forestales. (Imagen: Carol Hawken, Facebook)

3 de enero de 2020 | Australia | Tracey Bridcutt, Adventist Record y Adventist Review

Los dirigentes de la Iglesia Adventista del Séptimo Día en Australia han expresado sus más sinceras simpatías por aquellas personas afectadas por los actuales arrasadores incendios forestales en todo Australia.

Jorge Muñoz, presidente de la Iglesia Adventista en Australia, dijo que el desencadenamiento de esta tragedia lo tenía conmocionado y entristecido.

“Envío mis más sentidas condolencias a aquellas personas que han perdido a seres amados en esos devastadores incendios”, dijo el presidente Muñoz. “Hay aquí tanto sufrimiento; es absolutamente desgarrador”.

En el Estado de Nueva Gales del Sur, los incendios han reclamado ya ocho vidas desde el 30 de diciembre de 2019 y más de 400 casas habitación han sido destruidas. Se había declarado estado de emergencia en anticipación a lo que se predecían como condiciones catastróficas para el 3 de enero de 2020.

En el estado de Victoria se confirmaron oficialmente dos defunciones, con un total de por lo menos 28 personas de paradero desconocido. Se declaró estado de desastre en otras seis zonas de gobierno local. El fuego está ejerciendo también un impacto en comunidades en el sur y en el occidente de Australia.

Voluntarios de la Agencia Adventista de Desarrollo y Recursos Asistenciales (ADRA) en el Estado de Victoria, Australia, están proveyendo suministros esenciales a las comunidades locales afectadas por los devastadores incendios. [Imagen cortesía de la cuenta de Facebook de ADRA Victoria]

El presidente Muñoz tuvo expresiones de simpatía hacia las muchas personas que han perdido sus hogares, incluyendo por lo menos a siete familias de miembros de la iglesia.

“Deseo expresar mi reconocimiento a los extraordinarios esfuerzos de los valientes bomberos, muchos de los cuales son personas voluntarias; y también por la invaluable labor de nuestros voluntarios ADRA que han respondido en forma tan rápida al proveer suministros esenciales a las familias que lo han perdido todo”, dijo en referencia a la Agencia Adventista de Desarrollo y Recursos Asistenciales, que es el brazo derecho humanitario de la Iglesia Adventista.

Añadió el presidente Muñoz: “Ustedes están haciendo una tremenda labor en condiciones muy difíciles y nosotros estamos agradecidos por su papel desempeñado al ayudar a aquellos con necesidades desesperadas”.

El presidente de la División del Pacífico Sur, Glenn Townend, expresó también su simpatía en favor de las familias y amigos que han perdido a sus seres amados.

“Oramos porque Dios pueda consolar a aquellos afectados por esta tragedia”, dijo. “Animo a nuestros miembros de iglesia de todo en territorio del Pacífico Sur a que por favor mantengan en sus oraciones a aquellos afectados por estos devastadores incendios y al personal de los servicios de emergencia en sus labores”.

Debido a la crisis provocada por los incendios, se ha tenido que cancelar el South New South Wales Big Camp (gran campamento de la región de la Nueva Gales del Sur) a celebrarse el 5 de enero. Algunas iglesias estaban considerando también cerrar sus puertas durante el fin de semana.

Los dirigentes de la iglesia dijeron que estaban disponibles fondos de emergencia para miembros de la iglesia que habían sido afectados por los incendios. “Los miembros de iglesia afectados deben ponerse en contacto con su asociación local, para más detalles”, explicaron.

Traducción – Gloria A Castrejón

 

Top news

‘La misión nos llama, y nosotros iremos’
En Interamérica, los líderes de la iglesia analizan expandir el Ministerio Adventista de las Posibilidades
La importancia de la escuela sabática