Miembros de la iglesia adventista de Falmouth se reúnen junto al bautisterio, mientra los niños aceptan a Cristo como su Salvador y son bautizados durante el Bautismo de Alabanza, Adoración y Servicio, el 29 de septiembre de 2018. Fotografía de Nigel Coke

10 de octubre de 2018 | Falmouth Trelawny, Jamaica | Nigel Coke/Noticias de la DIA

Decenas de niños estuvieron entre las 82 personas bautizadas en la Iglesia Adventista en Jamaica, durante un “Bautismo de Alabanza” especial, que reunió a cientos de líderes y miembros de la iglesia en la iglesia adventista de Falmouth y otras iglesias, el 29 de septiembre de 2018. El evento fue parte de una iniciativa de 12 meses en Jamaica y en el territorio de la División Interamericana, dedicado a celebrar el “Año del Niño y el Adolescente”, este año. El lema del día fue “Saludable y feliz en Jesús”.

Representantes de la organización de la iglesia en general estuvieron a mano para celebrar las actividades del día, que fueron testigos del bautismo de once niños y tres adultos en la sede principal en la iglesia de Falmouth. Entre ellos estuvo la doctora Linda Mei Lin Koh, directora de ministerios infantiles de la Iglesia Adventista mundial. Koh quedó impresionada por la participación de los niños en el servicio a la iglesia en Jamaica.

Se espera que el programa, que abarcó a toda la división, continúe con las demás uniones del territorio.

“Es realmente maravilloso ver que los niños son alimentados espiritualmente y tienen la oportunidad de participar en el ministerio, y que no son meros observadores que vienen a la Escuela Sabática, sino que se involucran más allá de su edad”, dijo la doctora Lin Koh. “Mi oración es que Dios les dé más poder, para que no tengan temor de compartir el evangelio, no importa cuántos años tengan”.

La doctora Linda Koh (derecha), directora del ministerio de niños de la Iglesia Adventista, habla durante el culto en la iglesia adventista de Falmouth, mientras la acompaña Dinorah Rivera, directora del ministerio del niño y el adolescente en Interamérica. Fotografía de Nigel Coke

Koh dijo que la participación total de los niños en la vida de la iglesia es fundamental para el cumplimiento de la Gran Comisión.

Minutos antes, la doctora Lin Koh invitó a la Unión Jamaiquina a que participe de un fondo especial de evangelismo para niños que fue votado por la Asociación General para colaborar con las campañas de evangelización dirigidas especialmente a los niños.

La dictora de Ministerios del Niño y el Adolescente en Interamérica, Dinorah Rivera, aseguró a los niños presentes que Dios está interesado en el bienestar de ellos.

“Quiero que sepan que Dios los está cuidando y que él tiene un plan para ustedes”, dijo Rivera. Rivera advirtió a los padres y a los miembros de iglesia que no tienen que descartar a los pequeños, creyendo que son demasiado jóvenes o incapaces de ser usados por Dios. “No minimicen lo que Dios puede hacer y está interesado en hacer por todos sus hijos”, expresó.

Un grupo de niñas canta durante el culto de adoración en la iglesia adventista de Falmouth, el 29 de septiembre de 2018. Fotografía de Nigel Coke

“Hagan lo mejor por sus hijos, porque ellos no son solo el futuro sino también el presente, por lo que tienen que tratarlos con amor y respeto”, dijo Rivera.

Los niños necesitan ser felices

La doctora Lorraine Vernal, directora de Ministerios de la Mujer, el Niño y el Adolescente, usó la ocasión para recordar a los miembros, los líderes de la iglesia y las instituciones educativas adventistas que los niños necesitan ser felices además de saludables.

“Los niños no pueden ser felices si no tienen una razón para ser felices en sus hogares, nuestras iglesias e instituciones, porque no están siendo abusados y no están expuestos a la violencia”, dijo Vernal. “Como iglesia, tenemos que ayudar a nuestros niños y adolescentes para que sepan que tienen derechos, y que no tienen que venir a la iglesia sintiendo que alguien los está toqueteando en nombre del amor fraternal. Si no hay otro lugar en el que pueden sentirse seguros, deberían sentirse seguros al menos en la iglesia”.

La doctora Lorraine Vernal, directora de ministerios de la mujer, el niño y el adolescente en Jamaica. Fotografía de Nigel Coke

Las actividades de la iglesia relacionadas y que cuentan con la presencia de los niños son fundamentales para crear una atmósfera feliz en la que los niños pueden desarrollar y crecer para ser miembros productivos de la sociedad, dijo Vernal.

La doctora Vernal, que es docente de profesión y especialista en resolución de disputas, amonestó a los adultos para que no hablen a los niños y adolescentes con lenguaje obsceno, dado que esto podría afectarlos no solo ahora sino para toda la vida.

En abril pasado, Vernal prometió a los asistentes durante un seminario de protección infantil que se prepararía un manual de reglamentos de protección para ser usado en las iglesias, escuelas e instituciones adventistas, y que el elemento fundamental del reglamento es el chequeo de antecedentes de los voluntarios y trabajadores que son responsables del cuidado de los niños.

Traducción de Marcos Paseggi

Top news

Interamérica celebra éxito del Año del Niño y el Adolescente
Muy pronto estará en línea la Enciclopedia Adventista del Séptimo Día
En Interamérica, la iglesia comienza esfuerzos por unificar sus ministerios de radio y televisión