Nuevos creyentes son bautizados en la Iglesia Adventista del Séptimo Día durante el cierre de los esfuerzos de evangelización en todo el país, el 17 de marzo de 2018, en Georgetown, Guyana. Imagen de Royston Philbert

4 de abril de 2018 | Georgetown, Guyana | Royston Philbert/DIA

La Iglesia Adventista del Séptimo Día en Guyana celebró hace poco los históricos esfuerzos de evangelización que resultaron en el bautismo de más de 1400 nuevos creyentes. Guyana, que pertenece a la Unión del Caribe, se encuentra en el extremo septentrional de Sudamérica.

Miles se reúnen para celebrar la culminación de históricos esfuerzos de evangelización en Guyana, el 17 de marzo de 2018. Imagen de Royston Philibert

Unos cinco mil miembros de iglesia y amigos se reunieron en el Centro Nacional de Exposiciones de Georgetown el 17 de marzo para ser testigos del bautismo de 101 nuevos creyentes que ingresaron a la iglesia, durante la conclusión de decenas de campañas de evangelización llevadas a cabo durante más de una semana. El esfuerzo fue denominado Impacto Guyana 2018.

La gente viajó muchos kilómetros por agua, aire y tierra para participar en la celebración sabática, comprometerse nuevamente con la tarea de esparcir esperanza en sus comunidades, y ser inspirados por testigos que relataron cómo se encontraron con el Espíritu Santo en las sedes de evangelización.

“Estoy emocionado más allá de las palabras por la dedicación de nuestros líderes de la iglesia, los pastores y los miembros que simplemente están aquí”, dijo el pastor Richard James, presidente de la Iglesia Adventista en Guyana. “No es ningún secreto que nuestros miembros están luchando de tantas maneras, pero el compromiso que tienen con la misión de la iglesia ha sido algo increíble de ver”.

El pastor James dijo que Impacto Guyana 2018 fue “mejor, más grande, mucho más inspirador y transformador” que el territorio ha visto alguna vez. Los esfuerzos siguieron a la iniciativa “Señor, transfórmame” que abarcó a toda la división, y que busca motivar a los miembros de iglesia para que busquen una relación más cercana con Cristo por medio de la oración diaria y la lectura de la Biblia, y que se dediquen a compartir la esperanza en sus comunidades.

Durante los últimos tres meses, los pastores y los laicos han trabajado de manera extensiva con la comunidad, para prepararse para este masivo emprendimiento comunitario, dijo James.

“Se requirió que los pastores, los líderes de grupos pequeños y los laicos trabajaran juntos en ocho de las nueve regiones del territorio”, dijo el pastor Jumoul Sancho, asistente del presidente de la asociación para evangelismo y coordinador local de los esfuerzos.

El pastor Steve Riley de Trinidad, predica en el Centro Nacional de Exposiciones de Georgetown, Guyana, el sábado 17 de marzo de 2018. Imagen de Royston Philbert

Decenas de pastores de la Unión del Caribe viajaron a Guyana a comienzos de marzo para llevar a cabo campañas de evangelización en cincuenta sedes de la isla.

El orador invitado Steve Riley, de la Asociación Sur del Caribe en Trinidad, recordó a los creyentes de la iglesia que deben “permitir que Dios los use y ser testigos de cómo Dios está transformando la vida de las personas que los rodeas. Puede que pierdan todo, pero tienen a Jesús, y él puede transformar sus vidas”.

Durante un emotivo llamado, el pastor Riley estuvo acompañado por el pastor Claudius Morgan y por varios evangelistas visitantes, en momentos en que imploró a la audiencia a que volviera a comprometer sus vidas a Dios y sellar el acto por medio del bautismo.

Entre los líderes de la iglesia que presidieron la ceremonia bautismal estuvieron el pastor Samuel Telemaque, director de Escuela Sabática de la iglesia en Interamérica, y el pastor Kern Tobias, presidente de la Iglesia Adventista en la Unión del Caribe.

En su mensaje a los presentes, el pastor Tobias dijo que los esfuerzos de Impacto Guyana fijaron el modelo que puede ser llevado a otros grupos del territorio caribeño. “Dejó una impresión indeleble en la mente de todos los presentes”, dijo Tobias.

El esfuerzo fue el primero de su clase que organizó la Unión del Caribe y que fue coordinado con la iglesia local en Guyana”, dijo Tobias.

El pastor Claudius Morgan, asistente del pastor Tobias para evangelismo en el Caribe, dijo que vio el enorme efecto que tuvieron las campañas en la movilización de pastores y miembros de iglesia locales. El pastor Morgan supervisó la coordinación de evangelistas y sedes de la campaña.

“La iglesia tomó esta iniciativa como suya, e hizo que funcionara con todo éxito”, dijo Morgan. “Estamos trabajando para reencender el fuego de la ganancia de almas en toda la Unión del Caribe, enfatizando a nuestros pastores que no detengan o frenen la misión de alcanzar a más almas para el reino”.

 

Grupo de evangelistas que estuvieron al frente de campañas de evangelización en Guyana el mes pasado. Imagen de Royston Philbert

Mary Hatton, de 91 años, fue una de los cientos de personas que se unieron a la iglesia durante los esfuerzos de evangelización que se llevaron a cabo en la iglesia adventista de Victoria. “Me siento tan feliz de haberle entregado mi vida a Jesús, y sé que esta es la decisión correcta”, dijo Hatton. Agregó que estudió la Biblia con los ancianos de iglesia y con varios miembros. En la campaña de evangelización dirigida por el orador invitado, el pastor Anthony Hall, director de ministerios jóvenes de la iglesia en el Caribe, la llevó a considerar realmente la importancia de los diez mandamientos registrados en Éxodo 20, y en particular del cuarto mandamiento, que llama a descansar en sábado. Hatton está entusiasmada de asistir a la iglesia adventista Victora, y el rostro se le iluminó de alegría cuando se le dijo que se le brindaría transporte.

“Tengo hoy este gran gozo en el corazón. Me siento como una persona completamente nueva, dijo Vicroy Henry, la primera persona de su aldea amerindia de Moraikobai que se hace adventista. La aldea se encuentra junto al río Mahaicony, y Vicroy cubre los 150 kilómetros que hay hasta la iglesia en unas dos horas, gracias a una lancha a motor.

Henry dijo que su vida había estado llena de ira, alcohol y tabaco casi todos los días, pero que un día, su primo lo invitó a visitar las reuniones de evangelización.

“Quedé tan impresionado y emocionado por el mensaje que seguí asistiendo, y comencé a sentir que se producía una transformación en mi vida. Mi vida ahora tiene un nuevo significado, y he dejado atrás los malos hábitos. Reconoció que había estado a punto de perder la vida, pero que cree que Dios lo salvó. Henry sueña con llegar a ser un misionero para alcanzar a los miembros de su comunidad que necesitan un Salvador.

Con los años, Guyana ha sido testigo del ingreso de muchas personas a la iglesia. En 2010, la iglesia bautizó 1250 personas durante otra campaña intensa de evangelización. En 2017, se bautizaron e ingresaron a la Iglesia Adventista 2183 personas.
En el cierre del programa, los líderes reconocieron la obra de decenas de pastores que están teniendo un impacto sobre el evangelismo en la Unión del Caribe.

Hay más de 65 mil adventistas del séptimo día en Guyana, que se reúnen en 212 congregaciones.

Traducción de Marcos Paseggi

Top news

En El Salvador, sociedad de la Iglesia Adventista con fundación suiza beneficia a decenas de familias
Junta Administrativa da paso en pro del proceso de unidad
En Interamérica, Iglesia Adventista empodera a líderes para que sean más efectivos