Asistentes sordos durante el Congreso de Ministerios a los Sordos de Interamérica entonan un cánticos especial, durante el evento llevado a cabo en la Universidad de Montemorelos, en la región Mexicana del Norte, del 12 al 16 de julio de 2017. Imagen de la Universidad de Montemorelos

27 de julio de 2017 | Montemorelos, Nuevo León, México | Universidad de Montemorelos/Libna Stevens/DIA

El pastor Samuel Telemaque, director de Ministerios a las Necesidades Especiales de la Iglesia Adventista en Interamérica. Imagen de la Universidad de Montemorelos

Más de doscientos sordos o hipoacúsicos, intérpretes y directores de ministerios a las necesidades especiales de la Iglesia Adventista en Interamérica se dieron cita para el primer Congreso para los Hipoacúsicos en el territorio.

El evento, que duró cinco días, que se llevó a cabo en la Universidad de Montemorelos, en la región Mexicana del Norte hace unas semanas, buscó brindar la seguridad a los sordos y sus amigos que son valiosos para Dios y la iglesia, y brindó capacitación a los líderes de la iglesia para fortalecer los ministerios a las necesidades especiales en las iglesias y las comunidades.

“Las discapacidades no son un problema para Dios, porque Dios es el Creador de todos y nos da capacidades”, dijo el pastor Samuel Telemaque, director de Ministerios a las Necesidades Especiales de la Iglesia Adventista en Interamérica, al dirigirse a unos 150 sordos en la audiencia. “Esas capacidades que tienen, la iglesia las necesita hoy”.

El congreso, en colaboración con la Iglesia Adventista de la región Mexicana del Norte y la Universidad de Montemorelos, fue parte de una iniciativa de Interamérica a largo plazo de apoyar los ministerios a las necesidades especiales en el territorio, desde que se estableció hace años, dijo Telemaque.

“La iglesia de Interamérica está yendo más allá de crear conciencia para crear un nuevo paradigma para ayudar a que los discapacitados aprecien su valor y comprendan quiénes son a la vista de Dios, al tomar una parte activa en el crecimiento de la iglesia”, explicó Telemaque.

El doctor Larry Evans, director de Ministerios a las Necesidades Especiales de la Iglesia Adventista mundial. Imagen de la Universidad de Montemorelos

El pastor Larry Evans, director de Ministerios a las Necesidades Especiales de la Iglesia Adventista mundial, habló durante el evento de capacitación, y volvió a expresar que “el ministerio no se ocupa de discapacidades sino de las posibilidades para los que tienen necesidades especiales”.

Evans celebró la obra de la iglesia en la región Mexicana del Norte por su defensa de los ministerios a las necesidades especiales con el gobierno local y en cientos de iglesias. También elogió a la Universidad de Montemorelos por ofrecer un curso de interpretación a sus estudiantes y garantizar que cada estudiante sordo en el campus pueda comprender las clases que toma.

“Deberíamos comenzar en cada universidad adventista, para involucrar a los estudiantes en los ministerios a las necesidades especiales”, dijo Evans. También alabó la obra de Interamérica, por ser ejemplar en los ministerios a las necesidades especiales en el mundo.

Mónica Vera es intérprete, y ha sido empleada por la Universidad de Montemorelos para enseñar a los estudiantes el lenguaje de señas y ayudar a los sordos del campus y en las actividades comunitarias locales. Vera se sintió muy feliz de coordinar el evento y de brindar actividades a los sordos y más capacitación a sus estudiantes intérpretes y líderes de la iglesia, diseminando la noticia de que la Iglesia Adventista es inclusiva de todas las personas con discapacidades.

“Quisimos capacitar a las personas con problemas de audición para que sean evangelistas de otros con la misma discapacidad, y a los intérpretes para que adquieran mejores habilidades y sientan entusiasmo por seguir trabajando con ellos”, dijo Vera.

Monica Vera de la Universidad de Montemorelos interpreta durante el congreso. Imagen de Universidad de Montemorelos

Los 150 sordos que asistieron provenientes de la Iglesia Adventista en México participaron de actividades entretenidas, almuerzos especiales, números musicales y un servicio de Santa Cena. Durante el evento, tres fueron bautizados. Asimismo, la Universidad de Montemorelos ofreció una beca completa a tres sordos a partir del próximo año escolar.

El congreso ofreció seminarios para pastores y líderes sobre cómo desarrollar una cultura de necesidades especiales en la iglesia, desde la teología a los principios y los valores y los métodos, cómo evangelizar a los sordos de la comunidad, cursos sobre lenguaje de señas para los pastores, cuidadores e intérpretes, entre otros.

Entre los oradores internacionales estuvieron el pastor Jeffrey Jordan, director asociado de Ministerio a los Sordos de la Iglesia Adventista mundial, y Taida Rovero, directora de Ministerios a los Sordos en España.

Líderes de la iglesia de Costa Rica, Trinidad and Tobago, Venezuela, Jamaica, Honduras, Colombia, España y los Estados Unidos participaron del evento.

Francisco Javier Díaz, que es la coordinadora laica nacional de los Ministerios Adventistas a los Sordos en México, enseñó a muchos el lenguaje de señas y los himnos que interpretó en el video durante el congreso. Díaz trabaja como intérprete para los sordos en Chiapas, México, y se siente feliz de ver que la Iglesia Adventista está avanzando para involucrar a los hipoacúsicos en la vida de la iglesia. Díaz también ha traducido “La fe de Jesús” al lenguaje de señas y capacita a los miembros de iglesia para que usen el lenguaje de señas en sus lugares de origen.

Los asistentes trajeron resoluciones y pedidos a la iglesia en relación con el fortalecimiento de las necesidades especiales, en particular con los ministerios a los sordos. Sus pedidos incluyen la necesidad de un obrero de tiempo completo en cada unión, más recursos bíblicos para los sordos, y la oferta de expertos en lenguaje de señas, entre otras cosas.

Los tiempos han cambiado, y la iglesia necesita avanzar, fortaleciendo los ministerios a las necesidades especiales, enfatizó Telemaque.

“La iglesia tiene que estar comprometida para integrar a los sordos a los cultos y la vida de la iglesia”, dijo Telemaque.

Se están haciendo planes para llevar a cabo un Congreso de Necesidades Especiales de Interamérica el año próximo en el campus de la Universidad Adventista de Colombia, en Medellín, Colombia.

Por más información sobre los Ministerios a las Necesidades Especiales en Interamérica, visite interamerica.org

Para ver un álbum de fotografías del evento, visite AQUÍ

Foto grupal del evento. Imagen de la Universidad de Montemorelos

Traducción de Marcos Paseggi

Top news

En Haití, la Iglesia Adventista da la bienvenida al pastor Ted N.C. Wilson antes de la asamblea de fin de año de toda Interamérica
Los finalistas de la Competencia Bíblica Anual de Interamérica competirán en Belice
Junta Directiva de la División Norteamericana vota discutir la paridad financiera con la Asociación General